Ciclo Sinfónico Coral

Identidad visual, 3D, Animación

Hay corazones que significan vida. Otros, amor. Hay algunos que están rotos y otros que incluso representan la muerte.

¿Cómo suenan los corazones? ¿Qué música tocan? Este es el relato que contamos en la identidad de la temporada 22-23 de la Orquesta Metropolitana de Madrid. 

Un corazón por concierto lleno de historia, de formas irreales porque ¿cuál es la verdadera definición de un corazón?

¿Qué hicimos?

Quisimos que la narrativa de esta identidad tuviera un elemento común que fuera evolucionando en cada uno de los conciertos. Un elemento cambiante que, sin embargo, fuera evidente su relación en cada cartel. Esto nos ayudó a desarrollar las creatividades sin limitarnos por los gráficos.

Conceptualización: el alma y los ciclos vitales.

Quisimos representar el alma, el corazón, en diferentes ciclos vitales, coincidiendo con la temática de los conciertos. Corazones abstractos a medio camino entre su forma orgánica y su forma más pictórica.

Decidimos apostar por el 3D y crear piezas únicas con la que pudiéramos expresar, además de a través de la forma, mediante la textura.

Añadimos elementos florales que pudieran representar el ciclo vital de las formas más orgánicas y reforzar así cada mensaje.

Así nacieron los cuatro corazones: sanción, Navidad, naturaleza y réquiem.

 

¿Cómo lo hicimos?

Primero probamos con varias formas a mano alzada que luego pasamos plastilina para ayudarnos a pensar en el volumen. 

Una de las partes más complicadas del 3D digital fue decidir los materiales de cada pieza. ¿De qué está hecha el alma? ¿La música? ¿Cómo se modela la vida?

¿Necesitas un poco de magia?

Escríbenos a [email protected]