Las imágenes de stock te pueden salvar de un apuro. Pero, para hacer marca, mejor es contar con un diseño de creatividades profesional.

Diseño

Imágenes de stock VS diseño de creatividades

El banco de imágenes de stock es una fuente muy recurrente de recursos gráficos. Esas fotos son muy útiles y suelen ser utilizadas en blogs, landing pages, o como base de piezas gráficas en campañas de marketing. Sin embargo, no se debe de abusar de este recurso ya que puede producir un efecto negativo en nuestra imagen de marca. ¡Descubre por qué!

Las imágenes de stock

Las imágenes de stock son una gran herramienta, dada la rapidez de búsqueda por conceptos y el volumen de imágenes disponibles de forma sencilla en un solo buscador.  Si necesitamos una, tan solo tenemos que entrar en portales de pago como Adobe StockShutterstockIstockphoto. Mantener un servicio mensual en estos portales es más barato que contratar piezas creativas a un profesional de diseño, por lo que al final suele salvar muchas situaciones precisamente por tema económico. Igualmente, si no costear una cuenta con x licencias al mes para su libre descarga, también podemos recurrir a bancos de imágenes sin derechos de autor, como Pixabay(a cambio, se suele pedir que se cite al autor de la misma) y otras.

Otro aspecto positivo de estas fuentes de recursos gráficos es la inmediatez y la pluralidad de temas. Raro es el caso de no poder encontrar una foto que no nos cuadre como imagen de cabecera para acompañar a nuestro texto. Sin embargo, abusar de las fotos de bancos de imágenes puede perjudicar nuestra imagen de marca. 

Si utilizamos una imagen de stock puede ocurrir que otros también usen la misma en sus comunicaciones, al no tener la exclusividad del diseño. Esto hace que visualmente nuestro mensaje no sea tan personalizado ni refleje al 100% el carácter de nuestra marca. Usar los bancos de imágenes de manera constante puede perjudicarnos, ya que una gran cantidad de fotos ya están muy manidas y pueden haber sido usadas por diferentes empresas y servicios, perdiendo así el gancho, frescura y la exclusividad del mensaje que se quiere transmitir. ¿Cuántas veces has visto la típica la imagen de una niña con capa y antifaz de superhéroe en diferentes anuncios y soportes?

Diseño de creatividades

Si contamos con la ayuda de un diseñador que realice una pieza totalmente personalizada para el soporte que elijamos, nos aseguraremos no solo que esa imagen sea única, sino que además lleve una línea de estilo acorde con nuestra marca.

Cierto es que pedir una imagen a un departamento de diseño siempre será menos económico que usar una de stock, pero no es posible comparar ni el trabajo creativo que conlleva ni la adecuación a la imagen de marca que se consigue trabajando en una creatividad hecha para el texto, la campaña o la web que queremos lanzar. Una imagen diseñada ad hoc es la mejor embajadora posible de nuestra marca o negocio.